El noble gesto de un niño de 10 años con un soldado que estuvo trabajando en las PASO

Detrás de las PASO que dejaron a Alberto Fernández como claro ganador hubo pequeñas historias que se produjeron en cada rincón del país durante el día de la votación.

Una de ellas: la que protagonizaron Sergio Castro Encina, un soldado del ejército, y Angel Sánchez.

Un niño de apenas 10 años que cuidaba autos en la escuela donde el militar estaba afectado.

A continuación una de las imagenes del niño:

Según contó el propio Encina en su cuenta de Facebook, el pequeño Angel lo vio parado durante horas en la puerta de la escuela Federico Cantoni, en Chimbas (San Juan), realizando tareas de seguridad.

Cuando el niño tuvo un impensado gesto: con el dinero que había ganado cuidando autos decidió invitarle la merienda, sin importar lo que el soldado tenía para decir.

«Este muchachito estaba cuidando autos: Con la poca plata que ganó compró agua saborizada y alfajores. Me dijo que lo quería compartir conmigo porque me vio parado varias horas.

Traté de convencerlo para que fuera a tomarlo con sus hermanos y no quiso, así que acepté y lo hice pasar a la escuela donde estuve», relató Castro Encina, de 34 años.

Toda esta situación le dejó una enseñanza al soldado, que también compartió en las redes sociales:

«A veces las personas humildes con un corazón gigante te enseñan muchas cosas», escribió, junto con una fotografía de ambos.

La publicación se viralizó rápidamente: tuvo más de 45 mil «me gusta» y fue 28 mil veces compartida.

Pero la historia no terminó allí, ya que la amistad perduró con el paso de los días: tras las elecciones, Castro Encina decidió ir a visitar al pequeño Angel a su escuela, donde inclusive se fotografió con su maestra y la directora del establecimiento.

Deja un comentario