10 señales que indican que tiene una amiga “bendecida y afortunada”

Ser “bendecida y afortunada” no es fácil, requiere de tiempo, voluntad, constancia y ciertas características que las hace destacarse entre las demás. Tenga claro que ellas no nacen… se hacen.

Para que le quede aún más claro el concepto, una mujer “bendecida y afortunada” comparte fotos casi en bola en redes sociales, reemplaza la c por la, o sea “eskribe” no escribe, y siempre pone al Señor por delante (no sabemos en realidad a qué señor se refiere).

Le puede interesar: Estos zapatos le indican que estaría cometiendo errores de estilo

Por esta razón decidimos presentarle 10 señales que le indicarían que usted conoce una “bendecida y afortunada” y que puede estar en su circulo social. Eso sí, si no la tiene y se identifica por lo menos con cuatro de estos puntos , la “bendecida y afortunada” puede ser usted:

Se toman fotos solas a cualquier paseo que van. Puede ser al lado de la piscina en Villeta o en la fuente de agua de Melgar.
La pose característica de las “bendecidas y afortunadas” es muy fácil de identificar, pues hacen una curva con el torso y una de sus piernas.
Siempre poner a Dios o algún señor en sus “eskritos” dando las gracias. Por ejemplo: “Me siento agradecida con el Señor porke me dio este kuerpo hermozo”. (Parra arrancarse los ojos).
Cada cinco minutos pone lo que le pasa en Facebook y comparte muchas selfies. “Ke horror”.
Las “bendecidas y afortunadas” van al gimnasio, pero no porque sean amantes del fitness, sino porque tienen que mantener la figura después de todas las cirugías que tienen encima.
Estas chicas tienen senos grandes. Es casi una regla ser mínimo talla 34 para hacer parte de este selecto club.
Ellas son de las que usan la camiseta de la Selección Colombia con tacones. Y en el peor de los casos se pone el body con la cara de Falcao.
Los novios generalmente tienen negocios de dudosa reputación.
Viajan con frecuencia y dicen que están en la universidad, pero no se sabe cuál.
Usan mucho brillo en la ropa, en los zapatos, en las uñas y en el celular.

Deja un comentario